jueves, septiembre 25, 2008

Martín Buscaglia, en Vaca Profana

Martín Buscaglia sube a escena con su guitarra y su ukelele. Arriba del escenario lo esperan un teclado que parece de juguete, varios micrófonos, un volante de un auto que sí es de juguete y muchos pedales. Empieza a cantar algo que no se entiende qué es y aprieta un pedal. Por los parlantes se escucha eso mismo que acaba de cantar, pero loopeado. Agarra otro micrófono y canta otra cosa. Vuelve a apretar un pedal y ahora se unen las dos bases y quedan perfectamente combinadas. Sobre esa música, canta la letra de 'Bananita Dolca', pero la canción de verdad. Su inglés es bastante malo, pero él le pone onda y algunas frases las canta de una forma muy graciosa. En ningún momento dejó de bailar ese pasito con el que subió al escenario

Buscaglia no pone a su talento como un obstáculo para llegar a él. Toda su gracia, todo lo que sabe de música, sus canciones y sus improvisaciones ayudan a sentirse cerca suyo. Forma un código con la gente, pero sin ser cargoso. No pide palmas, pero es imposible no sumarse a su invitación de formar un coro (al que hay que ponerle 'mucho amor', como él pide). Toca varios instrumentos durante el show, canta en español, en inglés y portugués y prueba distintas formas para sus canciones (algunas son muy simples, con voz y guitarra, otras tienen bases electrónicas que son una lima). No podría hacer nada de todo eso si no fuera un talentoso, pero como es gracioso y entrador, uno se olvida de su talento y se termina riendo de algunas anécdotas que cuenta entre tema y tema

Durante toda la noche se dedica a cantar covers, porque esa parece ser la consigna del ciclo. Hace una versión hermosa, con mucha cadencia, de 'I'm only sleeping', de los Beatles, y en algunas canciones repite ese truquito de los pedales que tan bien le sale. Luego de ponerse a toda la platea en el bolsillo, cierra la noche con dos temas propios y un último cover que, en lugar de rematar la velada con toda la energía, tiene un tono bastante melancólico

Agradecimiento especial para Intrigue Captain, Agus, Willito y Juanito, que nos invitaron a Perez y a mi a festejar, tardíamente, nuestros cumpleaños en este showcito de Buscaglia de anoche

1 comentario:

Danci! dijo...

Lo fui a ver a Niceto a Martín.

Es un genio. Le pone toda la energía y ademas tiene a los Bochamakers que la rompen.