lunes, enero 23, 2006

Un tipo jodido (hoy: el calzado)

Hasta los 25 años, sólo usé zapatillas. Me resultaban mucho más cómodas que los zapatos. Tuve los modelos más variados: de lona, de cuero, con velcro, hasta las reebok con Pump. Inclusive, tuve algunas altas, como las de basquet, justamente cuando practiqué ese deporte. Pero ahora no puedo usarlas más por un problema de pie plano y no logro acostumbrarme a los zapatos. Y temo que sea demasiado tarde

Los mocasines son para cincuentones, los náuticos para countristas y me da vergüenza usar sandalias, porque no me gustan mis pies. Me pondría alpargatas, pero no quiero parecer un folklorista. Usaría botas Charro, pero no me quedé anclado en los 90. Además, odio las ojotas (o como quieran llamarlas) que simulan ser una zapatilla normal y en realidad tienen el talón al descubierto

4 comentarios:

Anónimo dijo...

sugiero probar los zapatos marca Clarks, la sola manera de dejar las zapatillas

La Wonder dijo...

¿Cómo, por Dios, vas a hacer para salir a la calle?
Saludos, muy bueno tu blog.

Sauria dijo...

No José, no sos un tipo jodido. Admitir que vos sos jodido sería dar por tierra toda la teoría sobre mi propia personalidad: somos personas simples, muy simples. Tan simples que preferimos andar descalzos por la vida.

jose dijo...

Cuánta razón en tus palabras, Sauria querida